aztecas periodo posclasico e1655931243650 1

Qué lapso de tiempo abarca el periodo Posclásico

El periodo Posclásico abarca un lapso de tiempo que va desde el año 900 d.C. hasta el año 1521 d.C. Este periodo es parte de la cronología mesoamericana y se considera como la última etapa de la historia precolombina en Mesoamérica, antes de la llegada de los conquistadores españoles.

Durante el periodo Posclásico, se desarrollaron importantes civilizaciones en Mesoamérica, como los toltecas, los mixtecas, los zapotecas, los tarascos y, especialmente, los aztecas. Estas civilizaciones alcanzaron su apogeo durante este periodo, construyendo grandes ciudades, desarrollando sistemas de escritura, arte, arquitectura y realizando avances significativos en agricultura y comercio.

El periodo Posclásico se caracteriza también por importantes cambios en la organización política y social de las civilizaciones mesoamericanas, así como por conflictos bélicos entre diferentes pueblos y la formación de alianzas y coaliciones. Este periodo culmina con la llegada de los conquistadores españoles y el inicio de la conquista de Mesoamérica, que marca el final de la era precolombina en la región.

Características culturales y sociales del periodo Posclásico

El periodo Posclásico en Mesoamérica abarca un lapso de tiempo que va desde el año 900 d.C. hasta el año 1521 d.C. Este periodo está marcado por importantes transformaciones en las sociedades mesoamericanas, así como por el surgimiento de nuevas expresiones culturales y desarrollos tecnológicos significativos.

Durante el periodo Posclásico, se observa un marcado cambio en la distribución del poder político. Las antiguas ciudades-Estado como Teotihuacán y Monte Albán fueron abandonadas, y surgieron nuevos centros de poder como Tula, Chichén Itzá y Tula. Estas ciudades se caracterizaban por su arquitectura monumental, la presencia de templos y pirámides, así como por su organización urbana que reflejaba la jerarquía social y política de la época.

En el ámbito cultural, el periodo Posclásico se distingue por el florecimiento de las artes, la literatura y la producción de objetos de lujo. Por ejemplo, la cerámica policromada, los códices y las esculturas en piedra alcanzaron un alto nivel de elaboración y belleza. Estos objetos no solo cumplían una función estética, sino que también eran utilizados con propósitos ceremoniales y rituales.

En el ámbito social, el periodo Posclásico estuvo marcado por la estratificación de la sociedad en clases sociales claramente definidas. La nobleza, los sacerdotes y los guerreros ocupaban los estratos más altos de la sociedad, mientras que los campesinos y artesanos conformaban la base de la pirámide social. Esta estructura social se reflejaba en la distribución de la riqueza, el acceso a la educación y el ejercicio del poder político.

Grandes civilizaciones que surgieron durante el periodo Posclásico

El periodo Posclásico abarca un lapso de tiempo que va desde el año 900 d.C. hasta el año 1521 d.C. Este periodo estuvo marcado por el florecimiento de grandes civilizaciones en Mesoamérica, las cuales alcanzaron su apogeo después del declive de las civilizaciones clásicas como los mayas y los teotihuacanos.

Algunas de las grandes civilizaciones que surgieron durante el periodo Posclásico fueron:

  • Los toltecas: Establecidos en Tula, en el actual estado de Hidalgo, los toltecas fueron conocidos por su influencia en la región mesoamericana, así como por su legado artístico y arquitectónico. Su influencia se extendió hasta Yucatán y Guatemala.
  • Los mexicas o aztecas: Fundaron la ciudad de Tenochtitlán en el lago Texcoco, donde actualmente se encuentra la Ciudad de México. Los aztecas establecieron un imperio poderoso, con un sistema de gobierno centralizado y una economía basada en la agricultura, la guerra y el comercio.
  • Los mayas de la península de Yucatán: Aunque la civilización maya había experimentado un declive en el periodo clásico, durante el Posclásico surgieron ciudades-estado independientes, como Mayapán y Chichén Itzá, que mantuvieron el legado cultural y arquitectónico de los antiguos mayas.

Estas civilizaciones Posclásicas dejaron un legado duradero en la región, con avances significativos en arquitectura, arte, astronomía y agricultura. Sus logros culturales y tecnológicos continúan siendo objeto de estudio e inspiración en la actualidad.

Impacto y legado del periodo Posclásico en la actualidad

Arte y arquitectura posclásica en Mesoamérica

El periodo Posclásico en Mesoamérica, que abarcó desde el año 900 hasta el año 1521 d.C., tuvo un impacto significativo en la historia y la cultura de la región, dejando un legado que perdura hasta nuestros días. Este periodo fue testigo de importantes desarrollos en diversas áreas, como la arquitectura, la escritura, el arte, la astronomía y la agricultura, entre otras.

Uno de los legados más notables del periodo Posclásico es la construcción de impresionantes ciudades, como Tenochtitlán, la capital del imperio azteca, que se convirtió en una de las ciudades más grandes y sofisticadas del mundo en ese momento. La arquitectura monumental de estas ciudades, con sus templos, palacios y pirámides, sigue asombrando a los arqueólogos y visitantes en la actualidad.

Además, durante el periodo Posclásico, se produjo un florecimiento del arte y la artesanía, con la creación de impresionantes esculturas, cerámica decorada y textiles elaborados con gran maestría. Estas expresiones artísticas no solo reflejaban las creencias religiosas y los aspectos cotidianos de la vida, sino que también revelaban la habilidad técnica y la creatividad de las civilizaciones mesoamericanas.

Otro legado importante del periodo Posclásico es el avance en el conocimiento astronómico y matemático. Las civilizaciones mesoamericanas desarrollaron complejos sistemas de calendarios, como el tonalpohualli y el xiuhpohualli, que les permitían organizar ceremonias religiosas, actividades agrícolas y eventos astronómicos con gran precisión. Estos calendarios, basados en observaciones astronómicas, continúan siendo objeto de estudio e interés en la actualidad.

En el ámbito de la agricultura, el periodo Posclásico fue testigo de importantes avances, como la introducción de técnicas de cultivo en terrazas y chinampas, que permitieron a las civilizaciones mesoamericanas aprovechar al máximo los recursos naturales y aumentar la productividad agrícola. Estas innovaciones en agricultura siguen siendo relevantes en la actualidad, ya que ofrecen lecciones valiosas sobre el manejo sostenible de los recursos naturales.

El periodo Posclásico dejó un legado duradero en Mesoamérica, que se refleja en la arquitectura, el arte, la astronomía y la agricultura de la región. Este legado continúa siendo objeto de estudio e inspiración, y demuestra la importancia de comprender y valorar las contribuciones de las civilizaciones mesoamericanas a la historia y la cultura mundial.

Preguntas frecuentes

1. ¿Cuál es la duración del periodo Posclásico?

El periodo Posclásico abarca desde el año 900 d.C. hasta la llegada de los españoles a América en 1519 d.C.

2. ¿En qué regiones se desarrolló principalmente el periodo Posclásico?

El periodo Posclásico se desarrolló principalmente en Mesoamérica, abarcando territorios que hoy corresponden a México, Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua.

Aspectos clave del periodo Posclásico
Fecha: 900 d.C. – 1519 d.C.
Regiones principales: Mesoamérica (México, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua)
Desarrollo de ciudades-estado como Tula, Chichen Itzá y Tlaxcala
Presencia de la cultura tolteca y maya
Intensificación del comercio y desarrollo de rutas comerciales

Esperamos que esta información te haya sido útil. Si tienes más preguntas, no dudes en dejarnos un comentario. Además, te invitamos a explorar otros artículos relacionados con la historia mesoamericana en nuestra web.

Scroll al inicio